Mujeres

Reglas del Blog

Oneshot una megacuotas

Quién empieza. A ver, a ver… Mm… —Yo nunca me he escaqueado de una reunión para liarme con Bélgica. Arthur interrumpió el debate mirando a España con una sonrisa maliciosa. Este se la devolvió y bebió de su vaso. Por toda respuesta Arthur alzó su copa como si fuera un brindis en su honor. Francis silbó.

Navegación de entradas

Daiki gimió. Y podía sentir incluso el cabello de Inoo sobre su lomo, esas hebras sueltas que se le podían escapar. Era indecente y se sentía tan resumido a un vil sumiso que le jodía el altanería. Pero al mismo tiempo sabía que involucrar a Inoo Kei entre sus caprichos, era un plan de varios pasos, entre ellos permitirle lo que quisiera hasta quedara rendido a sus pies.